Semanario Digital - La Rioja, Miercoles 17 de Agosto de 2016
Año 10 - Edición 499
Prestigioso Teologo brasilero

Leonardo Boff brindó una magistral disertación en la UNLaR

El iniciador de la Teología de la Liberación Leonardo Boff, brindó una magistral disertación en el anfiteatro 17 de octubre de la Universidad Nacional de La Rioja en la tarde de este viernes, en el marco del 40° aniversario del asesinato de Monseñor Enrique Angelelli.

Organizado por la Secretaría de Derechos Humanos de la provincia y la Universidad Nacional de La Rioja a través de sus cátedras abiertas, José Martí y Enrique Angelelli, y el aporte de “Tiempo Latinoamericano”, el Obispado y la asociación de ex Presos Políticos, el ex religioso Leonardo Boff, uno de los precursores de la Teología de la Liberación, llegó por primera vez  a La Rioja y  brindó una magistral conferencia sobre “Los procesos populares latinoamericanos, en los contextos actuales”, Bajo un anfiteatro colmado de público.

Antes de su disertación, recibió de manos del  secretario de Derechos Humanos de La Provincia, Delfor “Pocho” Brizuela, los libros sobre las sentencias de los juicios por los crímenes de Monseñor Angelelli y los curas de Chamical, Carlos De Dios Murias y Gabriel Longeville.

El funcionario le dedicó unas palabras a Boff, que forman parte de las dedicatorias que imprimió en los libros entregados.

“Te agradecemos que desde hace tiempo le pongas palabras y reflexión a esa primera palabra que son las luchas, las conquistas y la resistencia de un pueblo que no se resigna al designio injusto que tratan de imponerle los poderosos. Con Angelelli hay que seguir andando nomas”, fragmento de la dedicatoria en el libro de la Sentencia del juicio de Angelelli.

De la dedicatoria del libro de los curas de Chamical resaltó: “Querido Leonardo, que estos profetas de una iglesia profética sigan alimentando el compromiso, la militancia, el amor tierno y la esperanza de que el señor liberador, nos convoca a la acción tenaz y cotidiana de construir un mundo, un planeta, un cosmos donde todos, todas y todo  estén incluidos en el gran abrazo de la solidaridad”.

Posteriormente el rector de la Universidad Fabián Calderón, hizo entrega a Boff del título,  “Doctor Honoris Causa”, un reconocimiento por su  lucha a favor de los débiles, oprimidos y marginados, con un público que lo ovacionó de pie.

“Hoy es necesario recuperar el pensamiento latinoamericano de nuestros autores, intelectuales, militantes, luchadores. Es este el gran compromiso de la universidad pública”, dijo el rector, al comenzar su discurso.

Por otra parte resaltó la figura de Angelelli, de los curas de chamical, Murias, Longeville y el laico Pedernera, "de hombres y mujeres que entregaron su vida, su compromiso, su pastoral, su actividad personal y profesional para tener una Rioja y un futuro mejor". En ese sentido  sostuvo la necesidad de “pensarnos integrados, defendiendo como dijo el papa Francisco <el cuidado de nuestra casa común>, de nuestros cerros, nuestro Famatina, el agua, la identidad del trabajo, de los pequeños productores, de los que buscan tener una mejor calidad de vida”.

En relación a la polémica frase del presidente de la Nación sobre los desaparecidos en la última dictadura militar,  Calderón subrayó que la comunidad universitaria debe defender la verdad histórica y que “en Argentina hubo 30 mil desaparecidos “ni uno menos”.

Al comenzar su disertación Boff agradeció la presencia de todos y todas  y las distinciones recibidas.

Así también rescató  la acción pastoral de Enrique Angelelli, y lo definió como un mártir que dio su vida por aquellos que están en la periferia y a quienes el sistema considera invisibles.

Para el pensador latinoamericano, estamos en un momento crítico  de la historia de la tierra en donde “no sabemos hacia dónde va la humanidad”. “Sino salvamos y cuidamos el medioambiente, el sistema vivo de la tierra, ningún otro sistema puede sustentarse” manifestó.

Habló también del avance capitalista sobre el mundo en especial sobre América Latina. Hizo hincapié en Brasil, con una presidenta que está a punto de ser destituida, por presiones del sistema capitalista, sin que se haya comprobado ni un solo caso de corrupción en su contra, y un vice presidente que ésta a cargo del país y que está cerrando los centros más importantes del país.

Indicó que esa expresión más salvaje del neoliberalismo también llegó a Argentina. Estamos en presencia de una dictadura mundial “del neoliberalismo, del capitalismo”, dijo y sostuvo que las víctimas son siempre las mismas “el pueblo, los pobres”.

Para Boff el avance del capitalismo destruye las pequeñas economías y al pueblo  que “vuelve a tener hambre y cae de nuevo en la pobreza”.

Eso se da dice porque “la lógica del capitalismo es cruel, sin piedad, no tiene corazón.Es un sistema que no ama a la persona, ama su bolsillo, el conocimiento que tiene y que le da ganancia”.

Consideró que “la opción por los pobres, a favor de la justicia social,  se hace  cada vez más urgente”, y que la iglesia de Liberación es un escándalo para este sistema opresor porque busca defender a quienes  el sistema margina. 

Para el Teologo, la voracidad del neoliberalismo, tuvo mayor impulso al desaparecer el socialismo,  ya que no tiene una fuerza que le haga oposición.

Boff denunció también la gran acumulación de riqueza: “Son 767 personas que acumulan el 80 por ciento de la riqueza de todo el mundo” y que son los que deciden en qué país especular para llevarse su capital.

El pensador denunció en su disertación que el capitalismo no tiene frenos, “domina todos los niveles, controla los recursos naturales, la política, la justicia, los mercados, controla todo”. “El más grande terrorismo que esconde la humanidad, es el capitalismo, que está amenazando la vida humana y la naturaleza”,  remarcó.

Pese al escenario desalentador que se vive dijo que la lucha es ahora, con una mínima democracia, se puede lograr la inclusión. “Hay que garantizar como dijo el papa las tres “T”, tierra, techo y  trabajo, para todos”. Agregó  que no hay que esperar de las clases dominante de los Estados la solución para los problemas.

Llamó a organizarse, a crear lazos de solidaridad y resistencia. “El mundo nuevo que quieren para todos, se debe empezar desde abajo”, puntualizó.

Finalizó asegurando que  con su discurso no busca traer la paz sino la angustia, ya que “la angustia es lo que “nos hace cambiar la realidad, para movernos, resistir y avanzar”. “Para cambiar el mundo, puedo empezar por cambiar ese trozo de mundo que soy yo,  puedo empezar por mí mismo, con una revolución molecular”, instó.

 

DataRioja

17/08/2016

Ingresar Comentario

Fotoreportaje

un saludo con apretón

Afiche

"Macri en La Rioja"

Diseño y hosting: Luis Vilte