Semanario Digital - La Rioja, Miercoles 26 de Abril de 2017
Año 11 - Edición 530
Enfoque

La careta que no es tal, pero tal para cual

La actividad electoral aflora en los políticos en campaña. Lo discursivo se adapta a cualquier oratoria para llevar un voto más a sus candidatos, es por esto que en cualquier momento se enarbola la bandera del “ambientalismo”, o la anti minería.

Obviamente son muchos, obviamente con la premura de gritar a las tribunas lo que sea con tal de llevar agua a su molino, pero durante sus campañas no son de hacer una propuesta superadora y ver cómo van a sacar a delante a nuestra provincia, “trabajar ni pensar”.

Nuestra provincia está rodeada de montañas una de la riquezas más importantes que tiene nuestra geografía, explorada casi nada, por explotar ni hablar. A trabajar en ello se oponen hasta los que no quieren trabajar, la agricultura es el mejor negocio de muchos y el esfuerzo de todos por mantener a los vivos que se hacen subsidiar para podar, levantar la cosecha y hacerse pagar el producto porque no lo venden ni lo saben vender. Nos consumen la mayor cantidad de agua, la mayor cantidad de energía para sustraer agua para sus regadíos y entre todos pagamos y reclamamos sin saber por qué la boleta de luz nos llega tanto.

Imponemos con capricho la actividad que hace que no nos cierran los números, no nos da empleo, son dos o tres familias que se llevan todo, pero cuando no alcanza la pagamos todos sin ver un tomate o un racimo de uva en nuestras mesas. El olivo, una de las actividades que nos va mejor en venta, exportación y producción, parece que ya no es tan beneficiosa, comenzaron a solicitar subsidio para levantar cosechas y eliminar las plagas- Así, vamos haciendo patria a través del esfuerzo de todos, los sacrificios de superación de los jóvenes y el desarraigo familiar de nuestro interior es una moneda corriente.

Nos oponemos a la minería porque es una moda o una repuesta a políticos o políticas de los que uno mismo vota en cada elección. ¿Algo tiene que ver esto con la actividad minera? -No… pero creo que sí, somos cómplices de la montaña de políticos que no trazan una política de crecimiento y salida de esta pobreza estructural. Pero  cómo lo harían si los votamos para que eso pase, ellos ven que levantar la bandera de esta actividad, la más vieja de nuestra existencia le da la permanencia, obviamente, el chancho engorda según quienes le dan de comer.

Los que le dan de comer, son vagos, ignorantes, caprichosos?...  Saben, no creo que sea así, conozco muchos de ellos y siempre trabaje para escuchar las dos campanas y llevo años detrás de esto. Los anti y pro mineros son muy preparados, pero esta lucha es personal, ideológicamente sustentada en el egoísmo del NO harás nada, o simplemente desconocimiento, sin compromiso de ver que una de las salidas es trabajar y trabajar, nada es incompatible con nada, todo depende de uno, controlar y comprometerse es quizás la salida.

Chile, nuestro vecino país es un ejemplo muy cercano que tiene un mínimo porcentaje de tierras cultivables y se sostiene con ambas actividades de la mano, un ingreso per cápita muy importante, tiene cero deuda externa por la venta de minerales, una sola mina “El Teniente” le da un ingreso por año al país de diecisiete mil millones de dólares, las demás obviamente son más pequeñas, pero no hay cerro que no sea explorado y explotado.

Donde los cerros que dan minerales a los chilenos le dejan un pequeño espacio de tierra para el cultivo, ahí estan haciendo sembradío, en especial de vid, la convivencia de ambas actividades se potencian. Son uno de los tres productores de vinos más importantes en el mundo, y nada tienen que demostrar que tienen minería o estan contaminadas, estan unos al lado del otro, una calle los separa, y el mundo del consumo como Europa, Asia y EEUU son sus principales clientes y todos saben del nivel de exigencia que tiene en el control de calidad.

Nada deja de ser controlado y trabajado, ambas actividades van de la mano, agricultura, ganadería y minería es la salida de cualquier país, solo hay que trabajar, dejar de ser cómplices de las malas políticas y de los opositores por ser solo opositores. Es hora del escenario del debate y comprometerse con el desarrollo y crecimiento de nuestra provincia, esto, es para los riojanos, en especial para los políticos en campaña que toman la bandera de la antiminería para acceder a un puesto, ellos crecen, y el pueblo sigue más pobre.

Cada día me pregunto quiénes son los malos de la película, el actor oficial o el cómplice, ni hablar del que omite estas posibilidades, lo que si tengo muy en claro, que la anti minería ya dio grande cargos a los que se opusieron y van por más, hasta cuándo vamos a ser tan ciegos y cómplices, la anti minería nos dio; un Gobernador, un ministro de defensa y una diputada al Mercosur. ¿Usted que creyó en ellos no le es suficiente? ¿Sabe cuánto duele a un pueblo la fuga de familias enteras en busca de trabajo, estudio y todo lo que significa el desarraigo y el desmembramiento de una familia?

No estoy pidiendo cambio ideológico a nadie, pero sí que se informen y se comprometan para evitar la contaminación del polvo blanco a los que usan estas banderas para subir y proscribir a La Rioja en una provincia retrasada, donde la industria de la droga se instaló más rápido que la del trabajo. Ahora el analfabetismo le gana la cabeza a los jóvenes ante la falta de cultura del trabajo, la falta de horizontes es el germen de un final no muy feliz.

Nos debemos más debates, escenarios que generen espacios para el desarrollo de mentes abiertas y espacio de crecimiento y proyección de una comunidad más comprometida y participativa, sin debate no hay posibilidades de crecimiento.

 

Escribe: Luis Lobos

DataRioja

26/04/2017

Ingresar Comentario

Afiche

Diseño y hosting: Luis Vilte